Pasar al contenido principal

Mediación y Resolución de Conflictos

 

SERVICIOS

MEDIACIÓN Y RESOLUCIÓN DE CONFLICTOS

La junta de CC.LL. se promulgó la Ley 1/2006 de 6 de Abril, de Mediación Familiar.

La MEDIACION en cualquier ambito se basa en una solución dialogada y voluntariamente querida por las partes, siendo el mediador quien ayuda a encontrarla. 

La Mediación es una vía alternativa a la judicial de solución de conflictos. Constituye todo un proceso y sus principios fundamentlaes son la voluntariedad de las partes, la imparcialidad y la neutralidad del mediador o mediadora.

Por tanto, a través del mismo, las propias partes con la asistencia profesional y dirección del mediador, son las que van a alcanzar la solución que más se adecue a ellos que son los que de primera mano más conocen su situación (familiar, social, empresarial, etc.).

El mediador o mediadora ayudará a gestionar las emociones y puntos de conflicto más complejos que dificultan la visión racional y serena que favorece el entendimiento, todo ello dentro del marco de la legalidad.

Diferenciamos diversos campos de actuación de mediación y estamos especializados en los siguiente, los cuales desarrollaremos más adelante:

  • Mediación Familiar
  • Mediación Cívil
  • Mediación Empresarial

Existen muchos tipos según los ámbitos jurídicos y sociales cómo mediación penal, penitenciaria, sanitaria, comunitaria, social, laboral, escolar e intercultural entre otras.

Con nuestra experiencia y pericia, podemos trabajar en cualquier ámbito con la mejor entrega y disposición profesional.

 

Se trata de un procedimiento voluntario, en el que las partes se involucran y responsabilizan de la solución de su conflicto. 

A lo largo de las sesiones las propias partes entrar en un proceso de concienciación y crecimiento personal, constituyendo una oportunidad de analizar, comprender y aplicar los cambios que se van dando en su propio beneficio.

Siendo la FAMILIA un ámbito de nuestras vidas tan especial y que nos afecta especialmente en el desarrollo adecuado de nuestra propia realización, cuanto antes encontremos nuestra paz y afrontemos nuestras relaciones desde la perspectiva de la corresponsabilidad, respeto y ayuda mutua, antes materializaremos tanto favorecer que los hijos estén libres de los problemas de los padres, sin que se vean traumatizados por un proceso de divorcio de sus progenitores y manteniendo o restableciendo buenas relaciones y comunicaciones con ambos padres, así como la familia extensa,

También indicado en otras problemáticas entre padres e hijos, en un periodo donde la autoridad parental se ha desequilibrado. Con hijos adolescentes, o incluso mayores que suponen graves problemas de convivencia con sus progenitores. El proceso de mediación ayuda a recuperar y restablecer el respeto entre todos y el orden adecuado de las relaciones.

Igualmente indicado en los procesos de herencias y sucesiones, en los cuales salen a relucir asunto no resueltos del pasado, llegando a producirse un acercamiento entre los herederos (generalmente hermanos) que en procesos contenciosos judiciales llegarían a perder incluso el contacto.

O cualquer problemática en las relaciones familiares, sin que sea preciso llegar a la vía judicial en unos casos. O en otros casos, siendo asuntos con más repercusión jurídica se acudiría a la vía judicial únicamente a homologar el acta de entendimiento alcanzado.

Todo ello favorece el cumplimiento de los acuerdos, ya que han sido libre y voluntariamente adoptados, comprometiéndose las partes con mayor predisposiciñon a su cumplimiento, evitando procesos posteriores judiciales de ejecución de sentencias, con los costes, costas, molestias que ocasiona. También libera el espíritu de las personas que mediante la Mediacón -familiar encuentran una salida digna y satisfactoria para su alma, respetando y considerando los intereses, necesidades y derechos de todos los involucrados. 

Como todo proceso de mediación, la mediación civil son igualmente aplicables todso los beneficios ya expuestos, tanto desde el punto de vista psicológico, resolución de conflictos de una manera positiva, amable, resolviendo la carga emocional que interfiere en numerosas ocasiones el alcanzar acuerdos y entendimientos, ahorrando tiempo y molestias y financieramente más económico.

Se restablecen relaciones o por lo menos se alcanza cierta paz, pudiendo continuar con la vida sin el lastre de problemas que absorben energía y recursos.

No sólo se benefician las partes en conflicto, sino toda la sociedad, y el propio sistema judicial que se ve descargado de asuntos pudiendo dedicar los recursos económicos y medios judiciales a otras cuestiones que resulten efectivamente más controvertidas y sin solución consensuada.

Indicado tanto en cuestiones vecinales, muchas ocasiones hay problemas de convivencia en las Comunidades de Propietarios, que incomodan a todos. También resolviendo problemas de impagos de cuotas de propietarios, o de liquidar deudas pendientes con proveedores de servicios así como en cualquier otra relación profesional.

La Mediación de conformidad a la nueva Ley 5/2012 de 6 de Julio de MEDIACIÓN CIVIL-MERCANTIL nos amplia su ámbito de aplicación incluso a nivel transfronterizo en la U.E y constituye el marco legal nacional. El modelo de mediación se basa en la voluntariedad y libre decisión de las partes y en la intervención de un mediador, del que se pretende una intervención activa orientada a la solución de la controversia por las propias partes.

El régimen que contiene la Ley se basa en la flexibilidad y en el respeto a la autonomía de la voluntad de las partes, cuya voluntad, expresada en el acuerdo que el pone fin, podrá tener la consideración de título ejecutivo si las partes lo desean, mediante su elevación a escritura pútblica.

Por consiguiente, ahorro de tiempo, dinero y evita proceso judicial declarativo.

Este tipo de procedimiento tiene importantes beneficios:

  • Ahorro de costes, gastos y molestias.
  • Mantenimiento de las relacioines y contactos profesionales: proveedores, clientes, empleados y colaboradores.
  • Acuerdo negociado satisfactorio.
  • Gana Tranquilidad y bienestar.
  • Genera mejor imagen comercial.

 

Puede darse tanto exrajudicial como intrajudicialmente. Es decir, como una víua alternativa al juzgado, en el supuesto de problemas con clientes insatisfechos ante reclamaciones, o problemas con proveedores bien en retrasos en servir productos o defectos o cualquier reclamación, u otras circunstancias y problemas del funcionamiento de la empresa.

O bien una vez interpuesta una reclamación judicial de cantidad con el proceso correspondiente, proceso Monitorio, Proceso Ordinario, Proceso de Ejecución etc..

En ambos supuestos, se trata de obtener una satisfacción para ambas partes y solucionar situaciones desde la visión empresarila y del mantenimiento de las relaciones comerciales, sin que una tercera parte ajena y desconocedora de toda la ralidad lo imponga (el juez) salvo imposibilidad de acuerdo en cuyo caso siempre esta disponible la vía judicial.

Es de resaltar que los actas de mediación son actas de medicación son directamente ejecutables, si se ha eleveado a documento público,  lo que además es una grantía para las partes. De este modo también ahorra la tramitación de la exigencia de su cumplimiento si por circunstancias imprevisibles o las que sean no se cumpliese con lo acordado.

Nuestro compromiso es que su empresa obtenga los mayores beneficios y siga creciendo en el sector, para ello nuestra oferta es resolver sus problemas y conflictos cuanto antes y del modo más económico y satisfactorio posible. Nuestro método se basa en la Resolución Amistosa de Conflictos mediante la Mediación.